La seguridad en castillos hinchables, y en atracciones infantiles

La seguridad en castillos hinchables, y en atracciones infantiles normalmente, preocupa a muchos progenitores, que desean que los pequeños se diviertan de manera segura.

La estructura y peculiaridades de los castillos hinchables acarrean una serie de peligros en su utilización si no se manejan con cuidado. Los primordiales factores de peligro son la carencia de supervisión y la utilización por más pequeños de los tolerados y de diferentes edades.

Las consecuencias más frecuentes de un mal empleo de los castillos hinchables son lesiones como golpes, esquinces, hematomas, etc. En verano, por tener brazos y piernas al aire, es posible padecer quemaduras por fricción. Por ello debemos contar siempre con castillos que cumplan todas las normas de seguridad europeas y estar siempre pendiente de los pequeños.

Prevención de accidentes en castillos hinchables

Si se realizan una serie de reglas básicas en la hora de montaje, utilización y supervisión, los peligros están bajo control y se aumenta sensiblemente la seguridad de este género de atracciones.

Ahora, a modo informativo, se cuentan una serie de medidas precautorias realmente útiles en el momento de eludir posibles accidentes en castillos hinchables:

  • El castillo hinchable debe tener en sitio perceptible la autorización si se trata de un acontecimiento público, las reglas de empleo, aforo, carga máxima soportada, edad mínima y máxima de los pequeños.
  • La utilización del castillo he de ser controlada por un adulto responsable, inspeccionando la instalación y la adecuada utilización por los pequeños.
  • En el caso de lluvia o bien viento se debe parar la utilización del castillo hinchable.
  • Debe tener un mínimo de 6 puntos de anclaje al suelo, distribuidos alrededor del perímetro, de forma firme y proveídos de extremos metálicos.
  • Debe tener un perímetro de seguridad de 1 metro.
  • El castillo se debe montar en un terreno firme y plano.
  • La utilización del castillo hinchable va a ser por pequeños de edades afines, estableciendo diferentes turnos para conjuntos de pequeños de edades afines.
  • Los materiales y el estado del hinchable deben darnos confianza desde el primer instante, igualmente los motores, turbinas y otros elementos propios de la instalación han de ser inalcanzables a los pequeños y estar distanciados de la zona de juegos.

Diversión segura en los castillos hinchables

A fin de que los pequeños gocen seguramente de una atracción tan entretenida como los castillos hinchables, del mismo modo que con cualquier atracción, se deben cumplir las reglas de utilización. Ellos gozarán y los progenitores van a estar más apacibles.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *